Bienvenido a la comunidad INCLUDEnyc y a nuestro nuevo sitio web. Conócelo

IncludeNYC logo

Audiencia de supervisión sobre la accesibilidad en las viviendas públicas

Publicado
septiembre 4, 2019
Tipo
Testimonio

Queremos agradecer a los Comités de Salud Mental, Discapacidades y Adicciones y Vivienda Pública del Concejo Municipal de la ciudad de Nueva York por la celebración de esta importante audiencia de supervisión sobre accesibilidad en el sistema de vivienda pública. 

Hoy testificamos para destacar la necesidad de que la Autoridad de Vivienda de la Ciudad de Nueva York (New York City Housing Authority, NYCHA) aborde mejor las necesidades de accesibilidad de los jóvenes con discapacidades y sus familias que viven en viviendas públicas. Creemos que existe una relación directa entre las condiciones físicas de vida en los más de 2,300 edificios gestionados por la NYCHA en la ciudad de Nueva York y la medida en que los jóvenes con discapacidades que viven en ellos asisten a la escuela, tienen empleo y pueden participar de forma equitativa en sus comunidades. Estos factores influyen directamente en los resultados educativos positivos y en la capacidad de una persona para ganar un salario digno, y estos dos aspectos pueden romper permanentemente el ciclo de la pobreza. 

INCLUDEnyc (anteriormente conocido como Recursos para Niños con Necesidades Especiales) ha trabajado con cientos de miles de personas desde su fundación hace 36 años, ayudándolas a desenvolverse en los complejos sistemas de apoyo y servicios de educación especial para que los jóvenes con discapacidades puedan ser incluidos en todos los aspectos de la vida de la ciudad de Nueva York.

Con el paso del tiempo, hemos ayudado a muchos jóvenes con discapacidades que viven en viviendas públicas y reciben apoyos y servicios de educación especial, algunos de los cuales también utilizan sillas de ruedas o tienen afecciones médicas, a desenvolverse para ir y volver de la escuela cuando los ascensores del edificio no funcionan, a veces, durante meses o años. Recientemente, una de nuestras familias, que vive en las Casas Edenwald del Bronx, consiguió un asistente profesional de transporte personalizado para su hija de 13 años, que lleva años faltando crónicamente a la escuela porque utiliza una silla de ruedas y vive en un edificio donde el ascensor normalmente no funciona. 

La educación de los estudiantes no debe depender de la capacidad de sus padres para subir y bajar cinco tramos de escaleras dos veces al día con su silla de ruedas. La capacidad de una persona para tener un trabajo o el derecho humano básico de salir de su apartamento tampoco deberían depender de un ascensor que funcione.

Además, hemos ayudado a muchas familias de ingresos bajos y moderados a entender cómo funcionan las viviendas públicas para personas con discapacidades, incluidos los complejos procesos de solicitud y lista de espera, y la disponibilidad y probabilidad de obtener uno de los 7,368 (de 173,762) apartamentos readaptados de NYCHA para familias con personas con movilidad reducida.

Gracias por tomarse el tiempo para considerar estos importantes asuntos. Esperamos trabajar con usted para mejorar la equidad y el acceso de todos los jóvenes con discapacidades que viven en viviendas públicas de la ciudad de Nueva York. 

Atentamente,

Barbara A. Glassman

Directora Ejecutiva